El PSOE se une a Podemos y separatistas para que el Tribunal Constitucional no pueda suspender a Laura Borràs

El PSOE se une a Podemos y separatistas para que el Tribunal Constitucional no pueda suspender a Laura Borràs

marzo 24, 2021 0 Por RenzoC

ESPAPELIS


El PSOE se ha aliado este martes con Podemos y los separatistas catalanes, entre otros, en el Congreso de los Diputados para la toma en consideración de una reforma de la ley orgánica del Tribunal Constitucional defendida por el PNV que pretende poner fin a su potestad para suspender a aquellos cargos públicos que incumplan sus resoluciones. Un escenario que podría darse, como ya ocurrió con Carme Forcadell, con la actual presidenta del Parlament, Laura Borrás, en caso de que activar de nuevo el proceso de desconexión. La toma en consideración ha salido adelante por 191 votos a favor, 154 en contra y 2 abstenciones.

Desde la tribuna de oradores, el diputado socialista Odón Elorza ha criticado que el PP «se extralimitó dando poderes innecesarios» al Tribunal Constitucional en su reforma de 2015. Sobre esta cuestión, Elorza ha dicho que «estamos dispuestos a recorrer un camino para reformular esa ley», en alusión a la Ley Orgánica del Tribunal Constitucional (LOTC) aprobada en octubre de 2015 por el Gobierno de Mariano Rajoy (PP) mediante Ley Orgánica 15/2015, que ahora el PNV pretende reformar volviendo a la situación anterior.

Actualmente, dicha Ley otorga al alto tribunal mecanismos para hacer cumplir sus resoluciones, como la la suspensión temporal en sus funciones de las autoridades incumplidoras y la ejecución sustitutoria de sus resoluciones con la colaboración del Gobierno.

Por su parte, Unidas Podemos, socio del PSOE en el Gobierno de la Nación, también ha mostrado su apoyo a la iniciativa del PNV. La diputada Martina Velarde ha señalado que lo que hizo el PP con aquella reforma fue «dar potestades coercitivas al Tribunal Constitucional y convertirlo en un órgano de partido para judicializar el conflicto catalán».

La proposición de ley del PNV no sólo plantea derogar dicha suspensión para los cargos públicos que incumplan las sentencias de este tribunal, sino también acabar con el recurso previo de inconstitucionalidad para estatutos de autonomía. Un punto que el PSOE sí rechaza «profundamente». Con todo, los socialistas aceptan la toma en consideración, según Elorza, por coincidir con los proponentes en la otra cuestión, la de poner fin a la autoridad del TC para la suspensión de cargos públicos.

Multas menores

Esta reforma de los nacionalistas vascos ya se debatió en el Congreso de los Diputados a finales de 2016, en pleno debate político por las reticencias del Parlamento catalán a cumplir resoluciones del Alto Tribunal. En aquella ocasión llegó a ser tomada en consideración por el Pleno, con apoyo del PSOE y de Unidas Podemos -hoy socios de Gobierno-, si bien no llegó a completarse su tramitación por sucesivas prórrogas del plazo de presentación de enmiendas y las posteriores disoluciones de las Cortes, informa Ep.

En concreto, los peneuvistas plantean una redacción que admite que incumplir las sentencias del TC debe tener algún reproche, pero en vez de la suspensión que incorporó el PP, apuestan por multas menores. El hecho de que la reforma incluya algún tipo de sanción fue lo que posibilitó que el PSOE diera su voto a favor cuando se debatió hace seis años. Y también este martes en la toma en consideración de esta proposición de ley del PNV, que seguirá, por tanto, su tramitación parlamentaria.