Hallados en Abegondo restos arqueológicos de personas de la Edad del Hierro


El proyecto arqueol√≥gico impulsado por el Ayuntamiento de Abegondo (A Coru√Īa) en Castro de Cerneda ha descubierto restos que confirmar√≠an, seg√ļn estudios preliminares, que hubo pobladores en la zona desde finales de la Edad del Hierro, hace m√°s de 2.000 a√Īos. al Imperio Romano, entre los siglos III y V despu√©s de Cristo.

‚ÄúEl fuerte tiene un notable nivel de conservaci√≥n y un contexto arqueol√≥gico muy interesante‚ÄĚ, explic√≥ el director, David Fern√°ndez Abella, a los medios de comunicaci√≥n en la presentaci√≥n de los hallazgos, se√Īalando que lo encontrado hasta el momento ‚Äújustifica continuar‚ÄĚ la obra. ¬ęSabemos mucho, pero tendr√≠amos mucho m√°s¬Ľ, defendi√≥.

El proyecto, desarrollado desde hace un mes, solo ha excavado el 0,6% de la superficie total en tres relevamientos arqueol√≥gicos en los que han aparecido hasta 40 bolsas de restos. Son restos de gran inter√©s y tenemos un edificio que es de especial inter√©s para saber qu√© es y, por lo que parece, podremos recuperar todo el espacio ‚ÄĚ. adicional.

El edificio, explic√≥ el responsable del proyecto, ser√≠a de ‚Äúdimensiones excepcionales‚ÄĚ y datar√≠a de la √©poca galo-romana. Habr√≠a sido cubierta ¬ęcon una gran estructura de madera y teja en la parte superior¬Ľ, de la cual quedan restos y se desconoce si la forma completa de la estructura ser√≠a ¬ętotalmente circular u ovalada¬Ľ o si ser√≠a propiedad de alguien con poder econ√≥mico o ser√≠a de tipo comunal.

COMPARACI√ďN CON EL CASTRO DE ELVI√ĎA

¬ęA nivel de tama√Īo, parece excepcional¬Ľ, explic√≥ el arque√≥logo, quien reconoce que son pocos los fuertes excavados en la regi√≥n. Con respecto al de Elvi√Īa, en A Coru√Īa, se√Īala que los muros son 30 cent√≠metros m√°s, hasta un metro de ancho, lo que, dice, ‚Äúsupera lo habitual‚ÄĚ.

En su interior encontraron un trozo de vidrio de un jarr√≥n, una varilla de bronce cuyo prop√≥sito los expertos desconocen, y restos de cer√°mica del norte de √Āfrica. Estos restos, junto con los dem√°s, ser√°n objeto de ¬ęestudio¬Ľ en los pr√≥ximos meses y la cronolog√≠a se definir√° con precisi√≥n mediante an√°lisis de radiocarbono.

En los pr√≥ximos d√≠as habr√° una jornada de puertas abiertas en el Castro y se realizar√° un modelo tridimensional con drones y un documento topogr√°fico para luego tapar ‚Äúpreventivamente‚ÄĚ los restos y ‚Äúpensar qu√© hacer‚ÄĚ. Adem√°s, se colocar√°n carteles explicativos en el √°rea y se lanzar√° un sitio web para el fuerte.

EDAD DE HIERRO

En otra de las zonas excavadas, los arque√≥logos encontraron una entrada al fuerte, un ¬ępasaje¬Ľ y una parte de lo que ser√≠a un espacio habitable hecho con ¬ęmaterial perecedero¬Ľ, como madera o paja, que no se conserva. S√≠ encontraron un trozo de √°nfora que conten√≠a vino y que proven√≠a del valle del Guadalquivir, en Sevilla.

Con estos indicios consideran que la √©poca m√°s antigua en la que estuvo habitado el castro fue en la Edad del Hierro, hace m√°s de 2.000 a√Īos, entre los siglos I y II a.C. Otro de los lugares excavados, de hasta un metro de profundidad, mostr√≥ que durante los √ļltimos siglos fue un lugar ¬ęen el que se realizaban labores agr√≠colas¬Ľ.

El propio castro, se√Īal√≥ el arque√≥logo, tiene dimensiones ¬ęexcepcionales¬Ľ que triplicar√≠an las de otros en la regi√≥n. Los √°rtabros, pueblo que habitaba la comarca de las Mari√Īas, viv√≠an en un terreno de 8.000 metros cuadrados, y ten√≠an alrededor de otras tres hect√°reas de elementos defensivos, compuestos por dos murallas y un foso.

Era, dijo el experto, una ¬ęaldea fortificada¬Ľ en la que los habitantes eran agricultores y ganaderos que cultivaban y sacaban los animales fuera del propio castro. El lugar, entre dos valles y un lugar de paso, era √≥ptimo, dijo, para ¬ęcontrolar el territorio y velar por otros castros¬Ľ.





Source link

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí